Camelia Ilie-Cardoza, de origen rumana, nacionalidad española y residencia costarricense, dejó su país después de la caída del bloque comunista a finales de los años 90. Su visión clara y objetivos definidos la han llevado a convertirse en una líder destacada, actualmente es Profesora Plena y se desempeña como Decana de Estrategia y Asuntos Institucionales en INCAE Business School.

El pasado martes 18 de junio tuve el privilegio de enriquecerme gracias a su experiencia y valiosos consejos, los cuales detallo a continuación.

Ampliando Horizontes a Través del Networking; Con la apertura de Europa del Este a inicios de los 90, Camelia aprendió, con la llegada de los proyectos europeos a su país, que el  mundo está interconectado y que los proyectos internacionales amplían horizontes y desarrollan una mentalidad de crecimiento y aprendizaje. La oportunidad de participar en programas europeos como Copérnico o Eureka le permitió conectar con personas de diferentes países, edades y géneros, enriqueciéndose profesional y personalmente.

Mentalidad de Crecimiento e Innovación; Camelia cree firmemente en la importancia de una mentalidad de crecimiento y en la necesidad de enriquecerse de campos muy distintos en donde uno es aprendiz. Por ello, considera que la curiosidad constante y la búsqueda de nuevos conocimientos son esenciales en su filosofía de vida. «Nunca creas que ya eres un experto», aconseja, destacando la necesidad de mantener una actitud abierta al aprendizaje continuo y ser un alumno perpetuo.

Resiliencia y Flexibilidad Cognitiva; Una de las preocupaciones de Camelia acerca de las nuevas generaciones es ayudarles a aprovechar todos los avances de la tecnología y la ciencia no para crecer en la comodidad sino para estar “cómodos con la incomodidad”, desarrollando una flexibilidad cognitiva y mayor resiliencia.

Acción y Ejecución; Destaca la importancia de pasar de la idea a la acción, una habilidad que intenta aplicar con todo lo que aprendió en su carrera en ingeniería. Para Camelia, es importante soñar pero, a la vez, ser realista y pragmático. La combinación del pensamiento estratégico, creativo, analítico y crítico con la capacidad para ejecutar con agilidad los proyectos dan ventajas competitivas en un mundo de mucha complejidad con cambios de entorno muy bruscos y con ventanas de oportunidad muy cortas.

Colaboración y Co-Creación; La colaboración es otro pilar en su enfoque. Camelia cree en la co-creación y en construir sobre lo ya existente para fomentar una mayor inteligencia colectiva. Los programas desarrollados tanto en el Centro de Liderazgo Inclusivo y Sostenible como en la Decanatura donde lidero las Maestrías y los Programas Ejecutivos se han construido sobre el legado dejado por sus antecesores, profesores y ejecutivos con mucha experiencia y la misma pasión compartida por la educación, INCAE y América Latina.

Junta Directiva Personal; Camelia subraya la importancia de tener en los planes estratégicos personales las mismas herramientas que en las empresas: un análisis FODA, un canvas de networking, matrices de toma de decisiones. Entre otros, tener una “junta directiva” en nuestra vida personal nos permite rodearnos de mentores y personas inspiradoras que nos ayuden a crecer y transformarnos a lo largo de nuestras distintas etapas vitales.

La trayectoria de Camelia Ilie-Cardoza es un testimonio del poder de una visión clara, la colaboración y la acción decidida. Su enfoque en el aprendizaje continuo, la innovación y la creación de redes ha sido clave para su éxito, inspirando a líderes y lideresas alrededor del mundo a seguir su ejemplo.

Camelia Ilie-Cardoza no solo ha logrado posicionarse como una líder global influyente en el ámbito de la educación superior, sino que también ha dejado una marca indeleble en el desarrollo del liderazgo inclusivo y sostenible, demostrando que, con visión, acción y colaboración, es posible alcanzar el éxito y generar un impacto positivo duradero.

La conversación que sostuve con ella evocó diversos aprendizajes y creencias, y subrayó una de mis convicciones más profundas: «Somos seres en constante evolución». Este diálogo reafirmó mi compromiso de continuar “Perfeccionando, adquiriendo y compartiendo habilidades y hábitos”.

Escrito por Valeria Vega